Vida de Jesús F. Contreras.

Jesús Fructuoso Contreras nació en Aguascalientes el 20 de enero de 1866 y murió en la ciudad de México el 13 de julio de 1902. Contreras es sin duda el escultor más representativo de México de finales del siglo XIX. Fue sobrino de José María Chávez, gobernador liberal que fue victimado por las tropas francesas durante la intervención y fundador de un importante centro artesanal llamado “El Esfuerzo”. Éste antecedente habría de marcar al joven aspirante a escultor, quien encabezaría el florecimiento de la escultura pública y de las artes industriales en el país.

Jesús ingresó a la Escuela Nacional de Bellas Artes en 1881 y fue discípulo de Miguel Noreña, quien lo invitó a participar en la fundición del monumento a Cuauhtémoc. A la edad de 21 años de edad ganó la beca para ir a París con el fin de especializarse en la fundición artística durante el periodo de 1887-1889.

Contreras fue un escultor prolífico, el Paseo de la Reforma de la ciudad de México es una muestra de ello, ya que en su recorrido se localizan 20 esculturas en bronce hechas por él. Una de ellas es la de su tío, José María Chávez, aunque están también las de Justo Sierra, Luis G. Urbina, José Juan Tablada, Manuel Flores, Rubén M. Campos y Juan de Dios Peza.

En 1899, recibió el nombramiento de Comisionado General de Bellas Artes de México con motivo de la exposición universal de París de 1900. El Gran Jurado Internacional de la Exposición premió el talento del artista aguascalentense, otorgándole la medalla de bronce por sus trabajos de escultura y otra medalla de plata por su maqueta del proyecto neo-maya. Recibió además el Gran Premio de Escultura por su obra Malgré tout ( A pesar de todo ) y la Cruz de la Legión de Honor de la República Francesa.

En la capital francesa, Contreras confirmó ciertos temores y sufrió la amputación de su brazo derecho a causa de un cáncer mal atendido. La tragedia no menguó su espíritu, pues siguió elaborando obras de arte de singular belleza y llenas de la emoción que sin duda inundaba su espíritu.

Jesús F. Contreras murió joven, a los 36 años de edad; no obstante dejó un valioso legado documental que es digno de admirar por todos los mexicanos, y cuya una considerable parte del mismo puede consultarse en este recinto que lleva su nombre.

Copyright © 2017 Bóveda Jesús F. Contreras - Universidad Autónoma de Aguascalientes.